Pj destacado
Renato Freitas
Actualizaciones
-Se buscan administradores(2)

-¡Hemos encontrado diseñador gráfico!

-Se buscan personajes canon

-Inscríbete a la primera trama


Últimos temas
» Roaring Twenties - Cambio de botón/Élite
Dom Oct 05, 2014 6:55 pm por Invitado

» Going To Hell | Afiliación Élite
Sáb Oct 04, 2014 7:33 pm por Invitado

» Shatter Me { RPG - Nuevo } { Normal }
Sáb Oct 04, 2014 2:31 pm por Invitado

» el ultimo post gana
Vie Oct 03, 2014 4:18 pm por Lúthien Lothbrok

» ¡Responde al gif de arriba con otro gif!
Vie Oct 03, 2014 4:17 pm por Lúthien Lothbrok

» ¿Que estas escuchando?
Vie Oct 03, 2014 4:14 pm por Lúthien Lothbrok

» ¿En qué estás pensando?
Vie Oct 03, 2014 4:13 pm por Lúthien Lothbrok

» ¿Quieres rolear? Temas libres
Vie Oct 03, 2014 4:11 pm por Lúthien Lothbrok

» Visitantes en Lórien [Priv. Gala]
Vie Oct 03, 2014 4:08 pm por Lúthien Lothbrok


Visitantes en Lórien [Priv. Gala]

Ir abajo

Visitantes en Lórien [Priv. Gala]

Mensaje por Lúthien Lothbrok el Vie Oct 03, 2014 4:08 pm

Las telas verdosas que constituían la vestimenta de Lúthien se perdían entre el follaje que formaba el bosque de Lórien. El elfo estaba en lo más alto de un eucalipto sentada en una sus ramas, buscando estabilidad con sus brazos firmes a los costados y sus piernas colgando, a más de ochenta metros de altura en relación al suelo. Como cada luna menguante estaba de guardia en la entrada este de Lórien, luego de haber tenido que tranzar, una vez más, con Caranthir el cambio de área. Originalmente Lúthien tenía asignada el área céntrica, aquella más cercana a las autoridades del bosque y al ruido de los siempre incesantes instrumentos de cuerdas, pero aun cuando disfrutaba la compañía le era imposible privarse del este en esa época del mes.

Odiaba el silencio del sector pero sin duda amaba la vista.

Cuando pequeña era sencillo decir que habían árboles tan grandes como montañas. Con sus ojos ilusionados y esa curiosidad difícil de callar, la más pequeña de los Lothbrok no comprendía como su gente era capaz de escalar a las copas como si fuera nada. La elegancia que tenían los caballeros de La Corte para desplazarse como la brisa era lo que le llamó para ser uno a penas tuvo conciencia de aquello. Había soñado en ser ágil como ellos y, de cierta manera, lo había logrado. Con trabajo y perseverancia como cada cosa en su vida, pero lo había logrado. Era lo que quería, por lo que se había esforzado, sin embargo, no podía dejar de sentir una opresión en la boca de su estomago al pensar en lo limitante del puesto.  Se reincorporó a bipedestación, comenzando a desplazarse de rama en rama. Debía moverse antes de comenzar a sobrepensar la situación.

El aire movía su cabello, llevándose la intriga de su condición con cada brisa, o eso esperaba. Al llegar al limite que dividía el bosque del mundo humano se detuvo en seco. Había algo extraño.

Los ancianos decían que de vez en cuando un humano curioso, o borracho -debía admitir que por lo curioso de sus movimientos eran sus favoritos-, se adentraba en el bosque logrando avanzar algunos pocos metros antes de ser rodeados por la magia propia de la flora y las criaturas, que tan sabias los hacían volver por donde habían entrado, creyendo que era un decisión propia y no que el bosque les cerraba las puertas. Pero ahora, desde su lugar en uno de los árboles, podía observar como una humana entraba sin mayores problemas. Había un aura especial en ella -por el largo del cabello era una ella, o eso había aprendido-, pero no podía descifrar qué exactamente era. Mordió su labio antes de decidir seguirla, total rara vez sucedía algo interesante en Lórien.  Qué más daba.
 


Up onto the overturned keel. Clamber, with a heart of steel. Cold is the ocean's spray. And your death is on its way. With maidens you have had your way. Each must die some day!
avatar
Lúthien Lothbrok
Caballero
Caballero

Mensajes : 21
Gaia Coins : 18
Reputación : 0

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.